La segregación racial que existió en Sudáfrica sólo para la supremacía del poder de la minoría blanca estuvo en vigor hasta el siglo XX (1990), y la única justificación era el promover y generar el “DESARROLLO DE LOS DIFERENTES TIPOS DE CULTURA”.

Y porque escribir hoy del “apartheid”, sencillo hoy muere a la edad de 95 años Nelson Mandela líder en muchísimos ámbitos y la lucha contra este mismo promoviendo la “Carta de la Libertad”.

Mandela pasó un poco más de 27 años recluido en condiciones pésimas en prisiones en las cuales luchaba día con día por lo ideales en los que él pensaba llegando a titularse vía correspondencia como Licenciado en Derecho por la Universidad de Londres y ganando una extraordinaria fama en la prisión.

Mandela al salir de prisión en 1990, después de una larga y severa presión por parte de todos los gobiernos del mundo, llega a ser el gran interlocutor del “inesperado” Presidente De Klerk, mismo con el que ganó el Premio Nobel de la Paz en el año de 1993, por el simple “hecho” de terminar con el régimen del apartheid y dar las bases de un sistema democrático en Sudáfrica.

Será recordado por su siempre fiel sonrisa y carisma ante cualquier circunstancia y en el desarrollo de políticas y eliminación de retóricas abstractas de una minoría que sólo buscaba el beneficio para la minoría y la no inserción por simple sentido y calidez humana.

Por sus ojos pasaron muchas historias que revivir y que podrán ser contadas en la posteridad, y lamentablemente también le tocó ver hechos tan terribles como un continente africano siempre esclavo, siempre castigado, siempre humillado y siempre lleno de discriminación.

Descanse en Paz.

Comenta en el recuadro