Siendo sinceros para festejos a los mexicanos nadie nos gana, así que sería imperdonable dejar de lado nuestras tradiciones, todo el colorido, las flores de cempasúchil, nuestras leyendas, las calaveritas de azúcar, el delicioso pan de muerto y los platillos típicos que nos identifican.

Tanto en el sur como en el centro del país estas costumbres están muy arraigadas, pero en el norte la influencia de los Estados Unidos es indiscutible y ya se celebra más el Halloween que el Día de muertos. Pero este año fue diferente, hubo más interés en la elaboración de altares, recordar a las personas que ya no están con nosotros y convivir en familia que en solo ir a una fiesta con tal de usar un disfraz.

Actualmente vivo en la capital tamaulipeca, Ciudad Victoria, donde al ser un lugar pequeño falta diversidad de actividades tanto recreativas como culturales, pero cada vez se aprovechan más los lugares representativos que posee dicha ciudad y un ejemplo de esto fue Buuu en el Zoo, un recorrido nocturno que se realizó en el Zoológico de Tamatán que simboliza a nuestra capital.

En este evento el objetivo principal era mostrar la forma en que nuestros antepasados conmemoraban a sus muertos, sus rituales y creencias, además de representar leyendas típicas de Tamaulipas para dar a las familias una oportunidad de celebrar el día de muertos de una forma diferente, divertida y recordando nuestras raíces.

A pesar de que sólo se le dio difusión por medio de las imágenes compartidas en Facebook, el evento tuvo tanto éxito que era difícil poder obtener boletos para vivir la experiencia, ya que solo se llevó a cabo los días 1 y 2 del presente mes en horario de 7 a 10 de la noche.

La fila era inmensa incluso desde las 6 de la tarde, la gente esperaba ansiosa por saber lo que les esperaría en dentro del zoológico y temerosos a la vez por la advertencia de No apto para cardiacos del cartel promocional. En la fila algunos compraban elotes, algodones de azúcar y otras cosas para aminorar la espera mientras de fondo se escuchaban algunos gritos y misteriosa música del interior. Entre más te acercabas a la puerta principal el olor a incienso era más fuerte, podías contemplar los efectos de iluminación y las catrinas que te esperaban en la entrada.

Al iniciar el recorrido un peculiar personaje te daba la bienvenida y te preparaba para lo que te esperaría más adelante haciendo la “advertencia” de que no todos regresarían.

El trayecto está lleno de sorpresas que sin duda le sacan un buen susto a cualquiera, además las historias que se narran a lo largo del camino son bastante interesantes.

Buuu en el zoo es una excelente opción para que chicos y grandes puedan pasar un buen momento con amigos o familia y aunque no está confirmado se espera que se siga realizando en próximos años para además de divertirnos, sigamos recordando por qué en México nuestra celebración se llama Día de Muertos y no Halloween.

Espero les agrade esta nueva entrada, primera de muchas que haré con relación a eventos que se llevan a cabo en la capital de Tamaulipas para darles a conocer un poco más de este bonito lugar de México.

20131102_212626buena

 Samantha Rocha.
COMPARTE en:
NeoStaff
El Staff de NeoStuff está formado por una docena de integrantes capaces de escribir sobre todas las temáticas que encuentras en la revista. También nos encargamos de contestar todas tus dudas lo más rápido posible

2 Comentarios

Comenta en el recuadro