Las películas sobre secuestros tienden a ser algo irrealistas. El criminal realiza un plan maestro y funciona, condenando a la víctima a un corto período de sufrimiento hasta que algún valiente héroe se aparezca a salvarla, como hemos visto en Celular, Taken, Hostage, Saw, Prisoners, etc. Al parecer los títulos de las películas de secuestro exitosas solo pueden ser de una palabra.

http://i.blogs.es/61d0ae/michael-fassbender-foto-cannes-the-iceman-harry-hole/original.jpg
En Shame secuestró nuestros corazones.

¿De qué se trata la película ROOM?

Room prefiere contarnos su historia desde otra perspectiva. La de Jack, un niño de 5 años, el cual vive en una pequeña habitación, producto de que su madre fue secuestrada hace 7 años y el criminal la embarazó. Ambos viven en cautiverio y solo se tienen el uno al otro.

A pesar de su oscura premisa, este filme comienza de manera adorable. Jack y su madre (a la que este llama cariñosamente Ma’) duermen en la misma cama al lado de una pared llena de dibujos infantiles, el niño despierta y lleno de alegría le dice a su madre que ese día cumple 5 años; ambos se abrazan felices como si su situación no fuese triste y desesperante al extremo.

Jack saluda a todos los objetos que se encuentran en la habitación como sus amigos y se ha dejado el pelo larguísimo, alegando que, como Sansón, de él proviene su fuerza. Nos vamos dando cuenta de que su madre, para mantenerlo feliz, no le ha contado sobre el mundo exterior; el pequeño vive como si el reducido espacio en el que se encuentra fuera la totalidad del universo, creyendo que todo lo que ve en televisión no existe y que él, su Ma’ y Nick (el secuestrador) son los únicos seres de verdad.

http://lylesmoviefiles.com/wp-content/uploads/2015/12/room-movie-2015-jacob-temblay-brie-larson.jpg
Algunos también vivimos así, pero por elección.

Con toda la curiosidad que caracteriza a los niños de esa edad, Jack no guarda la mínima duda de que su universo entero empieza y termina dentro de cuatro paredes. Estas le bastan para pasarla bien, en parte gracias a su madre que le lee todo tipo de cuentos e inventa varios juegos para que Jack no se aburra. De esta forma es que Ma’ ha podido soportar el aislamiento, pero hace lo posible para que su hijo no la vea triste.

Luego de un incidente relacionado con Nick, el personaje de Brie Larson no puede soportar un día más de sufrimiento y comienza a idear una manera de alcanzar la libertad, de una vez por todas. Para esto decide contarle a Jack toda la verdad, este no puede creerlo, le parece imposible que entes como perros, ardillas u otras personas puedan existir fuera de la televisión. El nuevo conocimiento ilumina a Jack con posibilidades nuevas. No deja de observar el tragaluz del techo, jugando con la luz del Sol y preguntándose qué cosas puede haber allá afuera.

https://i.ytimg.com/vi/dKjtVqLLLR0/hqdefault.jpg
No tiene ni idea.

La decisión de utilizar el punto de vista de Jack como referencia es maravillosa. Es inusual ver el mundo a través de los ojos del personaje más inocente de una película.

Lo mejor de Room es su uso de los montajes: cortas representaciones visuales que nos comunican la manera en que Jack entiende el mundo. La elección fácil en estos asuntos es simplemente obligar al personaje, por medio de alguna discusión absurda, a que revele lo que en verdad siente. En este caso es interesante ver como un niño tan pequeño clasifica y manifiesta sus conocimientos limitados de manera optimista e inocente. Su forma de entender el entorno llega a ser algo alienígena por lo alejado que es de nuestra percepción, por eso son esenciales dichos momentos para la trama y la película en general.

La relación maternal es manejada con gracia. Se implica a lo largo de la película que el amor de la madre por Jack es el catalizador para planear el escape al mundo exterior. Sin él, su tiempo en la habitación habría sido mucho peor de lo que ya era. La sanidad mental de Jack también es prueba de lo importante que es la crianza para un niño. Los cuidados de la madre y su humor en general es lo que separa a Jack de la desesperación y la tristeza.

https://i.ytimg.com/vi/MBkci3ujIus/maxresdefault.jpg
“Ni creas que te compro un celular cuando salgamos de aquí.”

El soundtrack es emotivo y apasionante, tiene éxito en representar el estado de ánimo de sus personajes así como también formar parte de la experiencia, brindando otro matiz que le da profundidad a la cinta.

Con un presupuesto bastante reducido, Room logra crear una atmósfera realista. El ambiente fue construido de forma minimalista y es aterrador desde cierto punto de vista; uno se imagina estos lugares de secuestro como sitios sucios y sangrientos, entornos en los que cualquiera dudaría en entrar si los viera de lejos. Por el contrario, el hábitat que comparten Jack y Ma’ es un simple cobertizo con un tragaluz que quizá solía ser un cuarto de herramientas o un garaje.

https://cabanaspadilla.files.wordpress.com/2013/02/premprosr-styled-red.jpg
“Nada que ver aquí, sigue caminando.”

La actuación de Brie Larson en este filme ha demostrado que es una excelente actriz. Conocida por ligeros papeles en comedias como 21 Jump Street y Scott Pilgrim vs The World, es agradable observar su crecimiento artístico que seguramente se consolidará con un Óscar en la próxima entrega de los premios a finales de Febrero.

Room dura casi dos horas pero solo una de estas es excelente. Puedo decir con confianza que la primera hora de la película es espectacular: las actuaciones son perfectas, el ambiente es aterrador pero a la vez increíble, el concepto inicial de la cinta es interesante e intrigante y los diálogos entre los dos personajes principales es natural y entretenido.

El problema comienza un poco después de que el filme pasa la marca de los 60 minutos. Sucede un bajón de calidad del cual no logra recuperarse a excepción de los cortos montajes mágicos que Room ofrece. La intensidad y genialidad de la película se esfuman para dar paso a momentos que parecen más de relleno que de desarrollos novedosos en la trama.

Aunque este declive no eclipsa los méritos anteriores que demostraron sus realizadores, ensucia un poco el trabajo impecable de lo que venía siendo hasta quizá la mejor película del año.

En sus momentos finales, Room termina optando por un ritmo de película de televisión que empobrece la experiencia en general. Sin embargo, vale la pena verla por la excelente primera mitad, las impresionantes actuaciones, los hermosos montajes y el ingenioso guión.

Citas destacadas ROOM movie

  • “¡Mamá tengo cinco años!”
  • “Cuando yo era pequeño, solo sabía de cosas pequeñas. Pero ahora que tengo 5, lo sé todo.”
  • Ma’: “Te va a encantar”
  • Jack: “¿Qué?”
  • Ma’: “El mundo”

Soundtrack Room Movie

2 Comentarios

Comenta en el recuadro