InicioYOLOescriboPor qué es bueno comer frutos secos

Por qué es bueno comer frutos secos

Hablar de frutos secos incluye una variedad de alimentos como pistachos, almendras, anacardos, pasas, nueces, higos, kiwis, etc. Antes se consideraban poco saludables debido a su alto contenido de grasa. Sin embargo, esta percepción ha cambiado durante la última década. Por ejemplo, las nueces ahora se recomiendan a menudo porque tienen un perfil de ácidos grasos saludable y son ricas en proteínas, vitaminas y minerales. Si no estás seguro por qué es bueno comer frutos secos, te invitamos a seguir leyendo.

Es bien sabido que los frutos secos son bocadillos sabrosos y saludables que puedes llevar en la bolsa a donde quieras. Muchos no son conscientes del hecho de que los frutos secos y las nueces son excelentes fuentes de proteínas, vitaminas, minerales y fibra dietética. Las frutas secas y las nueces están llenas de nutrientes necesarias, por lo que son un refrigerio ideal cuando tienes una agenda ocupada. Las razones que fundamentan por qué es bueno comer frutos secos son muchas.

Por qué es bueno comer frutos secos

Algunos de los frutos secos más recomendadas para la salud son las pasas, almendras, nueces, higos, dátiles, anacardos y albaricoques. Incluir algunas de estas frutas secas en tu plan de dieta puede ayudarte a evitar alimentos poco saludables y mantenerte en forma. Siempre que tengas ganas de comer, puedes sacar algunas frutas secas y/o nueces de la bolsa, y además, aprovechar los beneficios que tienen para nuestra salud.

Son buenos para los dientes y los ojos

Las pasas son ricas en vitamina A y pueden proteger tus ojos de problemas relacionados con la vista. Comer un puñado de pasas y albaricoques ayuda a mantener la salud de los ojos. Es posible que estos frutos secos no mejoren la vista, pero pueden ayudar a controlar la visión del ojo.

El consumo de pasas también puede ayudar a prevenir la caries dental. Una persona que tiene un diente enfermo puede experimentar una mejoría después de comer pasas a diario.

Ayudan a mantenerte en forma

Un estilo de vida saludable es fundamental para mantenerse activo en el trabajo. Tu dieta diaria debe tener algunos frutos secos para mantener tu cuerpo en forma. Las personas que comen frutas secas a diario son conscientes de cómo estas pueden ayudar increíblemente en la pérdida de peso.

Los nutrientes de los frutos secos son esenciales para mantener un metabolismo adecuado en el cuerpo. Sin embargo, es posible que el consumo de frutas secas no muestre un cambio drástico en tu peso, pero puede desalentar el aumento de peso no saludable. Esto es especialmente importante ya que las tasas de obesidad continúan aumentando.

Aumentan la energía

Los frutos secos están cargados de minerales como potasio, hierro, ácido fólico, calcio y magnesio, que son necesarios para el buen funcionamiento del organismo. Las propiedades antioxidantes en frutos secos y nueces mejoran el sistema inmunológico, mantienen tu cuerpo sano y libre de enfermedades.

Aunque no padezcas ninguna enfermedad, puedes incluir tus frutos secos favoritos en tu plan de dieta para mantener tu cuerpo sano.

Puede curar el estreñimiento

Se dice que los higos curan el estreñimiento ya que son ricos en fibra y aseguran un intestino sano. Los frutos secos ricos en fibra pueden ayudar a eliminar los desechos del cuerpo.

Otros frutos secos que pueden tratar el estreñimiento son las ciruelas pasas, los orejones, los dátiles y los pistachos. Puedes agregar cualquiera de estos frutos secos a tu dieta diaria si sufres de estreñimiento.

Son buenos para pacientes diabéticos

Los frutos secos y las nueces son ricos en propiedades antiinflamatorias y antidiabéticas, que ayudan a prevenir la diabetes. Las personas que padecen diabetes pueden consumir frutos secos con regularidad para reducir el nivel de azúcar en la sangre.

Dado que el azúcar no es adecuado para la diabetes, los pacientes diabéticos deben evitar los frutos secas y nueces cubiertas de azúcar. Incluye siempre frutos secos orgánicos en tu plan de dieta para mejorar tu salud.

Hacen maravillas por tu piel

Una persona preocupada por la belleza seguramente conocerá los beneficios de los frutos secos  para la piel. Es posible que hayas notado que los productos de belleza mencionan siempre estos frutos entre sus principales ingredientes. Y los frutos secos también son excelentes mascarillas faciales. Si los frutos secos son tan sorprendentes cuando se aplican sobre la piel, ¿por qué no incluirlos en la dieta para beneficiar la piel? La almendra es útil para eliminar las células muertas de la piel y las nueces previenen la piel seca.

Por qué es bueno comer frutos secos

Mantienen los huesos sanos

Las ciruelas secas son excelentes para mantener la salud de los huesos y pueden mejorar la salud de estos. Estos frutos secos ayudan a mejorar la densidad de los huesos haciéndolos fuertes y protegiéndolos del desgaste excesivo.

Es posible que comer ciruelas no ayude de inmediato, pero experimentarás mejoras en la salud ósea durante un período de tiempo. Intenta incluir ciruelas secas en tu dieta diaria si tus huesos están débiles.

Ayudan a combatir el cáncer

Mucha gente sabe que comer almendras es beneficioso, pero es posible que no sepan cómo beneficia la salud directamente. El consumo de almendras puede ayudar a combatir el cáncer desde el principio. Otras frutas secas como los anacardos pueden tratar el cáncer de mama hasta cierto punto. Las propiedades antioxidantes de los albaricoques pueden prevenir el crecimiento de células responsables del cáncer. Y los pistachos también son excelentes para prevenir el crecimiento de tumores en los pulmones.

Ayuda a mantener la salud del corazón

Las pasas son beneficiosas para las personas con presión  alta, ya que ayudan a reducir el nivel de presión arterial. Ayudan a controlar los niveles de colesterol y reducen los marcadores inflamatorios en el cuerpo. Y las almendras también ayudan a mantener los niveles de colesterol en el cuerpo porque contienen vitamina E y ácidos grasos monoinsaturados. Comer estas frutas secas y nueces también reduce el riesgo de enfermedades cardíacas, derrames cerebrales y ataques cardíacos.

Cómo añadir los frutos secos a tu dieta

Hay muchas formas de comer frutos secos.

  1. Cinco almendras cada mañana que se remojaron en agua durante la noche. Ayudan a fortalecer nuestra memoria.
  2. Consumir en forma cruda directamente en forma de pasabocas entre comidas.
  3. Los frutos secos contienen grasas esenciales y una buena fuente de grasas omega.
  4. Los frutos secos deben evitarse a altas horas de la noche y deben consumirse en cantidades moderadas.
  5. La mañana es uno de los mejores momentos para comer frutos secos como almendras y nueces.

Te proporcionarán energía y fuerza para continuar con tu rutina y al mismo tiempo llenarán tu estómago por un corto período.

NM
Amante de las películas y las series. Intento de escritora. Entusiasta de la cultura pop

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Artículos nuevos

Crítica: El Poder del Perro, un relato de personajes enrevesados

Cuando se estrenó el año pasado en el Festival de Venecia, El Poder del Perro (The Power of the...

Qué es el insomnio y cómo evitarlo

Si sientes que tienes un trastorno del sueño, es mejor consultar a un experto para obtener el diagnóstico correcto....

Cuánto tiempo debe dormir un bebé

A medida que tu hijo crezca, es probable que nunca vuelvas a hacer preguntas como: ¿Cuánto tiempo debe dormir...

Comentarios recientes