Crítica: FRESH (2022), la otra cara de las comedias románticas

La opera prima de Mimi Cave, ha sido catalogada como comedia romántica, cine de horror y acción. A primera instancia estos tres géneros parecen incompatibles entre sí, al menos el cine de horror con los otros dos, pero Cave, partiendo de un guión escrito por Lauryn Kahn, hace que de alguna forma los tres se fusionen. Es por eso que es difícil encapsular la película en uno de los tres, porque toma lo mejor de cada uno para dar como resultado FRESH, una de las películas más inteligentes, perturbadoras y únicas que se han estrenado en lo que va de año. Esta llegó el viernes pasado a Disney+ y es muy recomendable.

Fresh es una película particularmente difícil sobre la que escribir una reseña sin spoilers, aunque te insto a que la veas y averigües por qué.

¿De qué trata FRESH?

Fresh sigue a Noa, una mujer veinteañera cansada de la inutilidad de las aplicaciones de citas y los hombres que conoce a través de estas. Exasperada, se da por vencida con las citas, solo para que su interés se despierte con el apuesto Steve, un extraño con el que se topa en un entrañable encuentro en el pasillo de un supermercado. Unos días después, tras descubrir que no puede quitárselo de la cabeza, finalmente acaba accediendo a una cita con él para darse cuenta que acaba de cometer el mayor error de su vida.

Comedia, horror y acción

La película solidifica muy bien los tres géneros en una especie de tres actos (que no se contabilizan dentro del metraje). El inicio es una comedia romántica en todo su esplendor, vemos a Noa obstinada por lidiar con terribles citas, hasta que, un día después de darse por vencida en la búsqueda de una pareja (y lo hace con uno de los mejores diálogos en el cine en los últimos años), conoce a Steve, el que podría ser el indicado; ese meet-cute, que es la columna en la que se han construido muchas de las mejores comedias románticas, da paso al cine de terror más espeluznante y nos plantea una pregunta: ¿qué pasaría si el hombre de ensueño no es el indicado sino alguien que esconde un terrible secreto?  La siguiente hora es la tétrica respuesta a esta interrogante que culmina con un acto de cierre cargado de acción y suspenso.

Si bien el juego de las citas es difícil en general, Fresh de Mimi Cave deja en claro que es mucho más difícil para las mujeres que salen con hombres, debido a la amenaza de la seguridad física. A un hombre le cuesta muy poco esfuerzo abrumar físicamente a una mujer si así lo desea, y debido a la dinámica de poder de las relaciones entre hombres y mujeres, a veces a las mujeres les resulta difícil decir que no o expresar su incomodidad por miedo a desagradar al hombre; también está la ansiedad de lo que podría pasarles si lo hicieran.

Quien se encargó del casting es un genio, porque Sebastian Stan tiene esa rara mezcla de buena apariencia, confianza y encanto. Mirándolo a través de los ojos de Noa, él es realmente irresistible, y probablemente por eso ella ignora las red flags y a su bien intencionada amiga Mollie (Jojo T. Gibbs). Fresh deja en claro que la violencia contra las mujeres no es algo perpetrado por unos pocos, es un sistema completo que permite e impulsa dicho comportamiento. Y es perturbadora porque la historia va evolucionando desde un momento aparentemente inocente, que puede resultar cotidiano para muchos (el encuentro con un extraño en el supermercado), hasta momentos completamente perturbadores.

Un guión inteligente…

Fresh cuenta con un guión ingenioso que enriquece el mundo de la película más allá de la historia que se cuenta. La guionista Lauryn Kahn escribió la película con el deseo de que atrajera tanto a los fanáticos del terror como a los que les desagrada el género y, como alguien firmemente en el segundo grupo, creo que lo logró. La película se suma a ese selecto grupo de thrillers de suspensos cocidos a fuego lento como Ex_Machina y Ready or Not. Después del primer acto, la película realmente encuentra su ritmo, perfeccionando un horror progresivo, sentando las bases para un final progresivo.

…Una ejecución brillante

Si bien el guión es estupendo hay que darle todo el mérito que Mimi Cave merece por engranar las piezas necesarias y hacer que la película funciones como una todo. En este hay que destacar la fotografía, muy inteligente con el uso de una paleta de colores rojos y rosas románticos que le recuerdan al espectador que cuando ves las red flags (banderas rojas) a través de un lente rojo, no puedes distinguir su color. Una alegoría a la situación de Noa, quien al estar tan encandilada por los encanto de Steve, no puede reconocer que algo malo hay en él.

Algo similar sucede con la banda sonora que hace uso de canciones sobre el amor que si bien encajarían en escenas románticas de manual, aquí tienen un uso completamente opuesto.

Sin embargo, lo que realmente hace a esta película algo impresionante son las interpretaciones centrales de Daisy Edgar-Jones y Sebastian Stan como Noa y Steve; su química es natural y los dos transmiten justo lo que cada personaje necesita para hacer todo más creíble.

Si tuviera que resaltar un punto negativo es que, tal vez, el final es muy precipitado en contraste a cómo se dan las cosas en el resto de la película. Y el plano final desencaja en el estilo de todo el metraje, por lo que pudo tener un cierre mejor. Sin embargo, esto no resta valor a la película que es un debut muy potente y comprometido. Una fusión sólida de géneros que da como resultado una de las mejores películas que veremos en 2022.

FRESH está disponible en Star+ en Disney+.

- Advertisement -

La opera prima de Mimi Cave, ha sido catalogada como comedia romántica, cine de horror y acción. A primera instancia estos tres géneros parecen incompatibles entre sí, al menos el cine de horror con los otros dos, pero Cave, partiendo de un guión escrito por Lauryn Kahn, hace que de alguna forma los tres se fusionen. Es por eso que es difícil encapsular la película en uno de los tres, porque toma lo mejor de cada uno para dar como resultado FRESH, una de las películas más inteligentes, perturbadoras y únicas que se han estrenado en lo que va de año. Esta llegó el viernes pasado a Disney+ y es muy recomendable.

Fresh es una película particularmente difícil sobre la que escribir una reseña sin spoilers, aunque te insto a que la veas y averigües por qué.

¿De qué trata FRESH?

Fresh sigue a Noa, una mujer veinteañera cansada de la inutilidad de las aplicaciones de citas y los hombres que conoce a través de estas. Exasperada, se da por vencida con las citas, solo para que su interés se despierte con el apuesto Steve, un extraño con el que se topa en un entrañable encuentro en el pasillo de un supermercado. Unos días después, tras descubrir que no puede quitárselo de la cabeza, finalmente acaba accediendo a una cita con él para darse cuenta que acaba de cometer el mayor error de su vida.

Comedia, horror y acción

La película solidifica muy bien los tres géneros en una especie de tres actos (que no se contabilizan dentro del metraje). El inicio es una comedia romántica en todo su esplendor, vemos a Noa obstinada por lidiar con terribles citas, hasta que, un día después de darse por vencida en la búsqueda de una pareja (y lo hace con uno de los mejores diálogos en el cine en los últimos años), conoce a Steve, el que podría ser el indicado; ese meet-cute, que es la columna en la que se han construido muchas de las mejores comedias románticas, da paso al cine de terror más espeluznante y nos plantea una pregunta: ¿qué pasaría si el hombre de ensueño no es el indicado sino alguien que esconde un terrible secreto?  La siguiente hora es la tétrica respuesta a esta interrogante que culmina con un acto de cierre cargado de acción y suspenso.

Si bien el juego de las citas es difícil en general, Fresh de Mimi Cave deja en claro que es mucho más difícil para las mujeres que salen con hombres, debido a la amenaza de la seguridad física. A un hombre le cuesta muy poco esfuerzo abrumar físicamente a una mujer si así lo desea, y debido a la dinámica de poder de las relaciones entre hombres y mujeres, a veces a las mujeres les resulta difícil decir que no o expresar su incomodidad por miedo a desagradar al hombre; también está la ansiedad de lo que podría pasarles si lo hicieran.

Quien se encargó del casting es un genio, porque Sebastian Stan tiene esa rara mezcla de buena apariencia, confianza y encanto. Mirándolo a través de los ojos de Noa, él es realmente irresistible, y probablemente por eso ella ignora las red flags y a su bien intencionada amiga Mollie (Jojo T. Gibbs). Fresh deja en claro que la violencia contra las mujeres no es algo perpetrado por unos pocos, es un sistema completo que permite e impulsa dicho comportamiento. Y es perturbadora porque la historia va evolucionando desde un momento aparentemente inocente, que puede resultar cotidiano para muchos (el encuentro con un extraño en el supermercado), hasta momentos completamente perturbadores.

Un guión inteligente…

Fresh cuenta con un guión ingenioso que enriquece el mundo de la película más allá de la historia que se cuenta. La guionista Lauryn Kahn escribió la película con el deseo de que atrajera tanto a los fanáticos del terror como a los que les desagrada el género y, como alguien firmemente en el segundo grupo, creo que lo logró. La película se suma a ese selecto grupo de thrillers de suspensos cocidos a fuego lento como Ex_Machina y Ready or Not. Después del primer acto, la película realmente encuentra su ritmo, perfeccionando un horror progresivo, sentando las bases para un final progresivo.

…Una ejecución brillante

Si bien el guión es estupendo hay que darle todo el mérito que Mimi Cave merece por engranar las piezas necesarias y hacer que la película funciones como una todo. En este hay que destacar la fotografía, muy inteligente con el uso de una paleta de colores rojos y rosas románticos que le recuerdan al espectador que cuando ves las red flags (banderas rojas) a través de un lente rojo, no puedes distinguir su color. Una alegoría a la situación de Noa, quien al estar tan encandilada por los encanto de Steve, no puede reconocer que algo malo hay en él.

Algo similar sucede con la banda sonora que hace uso de canciones sobre el amor que si bien encajarían en escenas románticas de manual, aquí tienen un uso completamente opuesto.

Sin embargo, lo que realmente hace a esta película algo impresionante son las interpretaciones centrales de Daisy Edgar-Jones y Sebastian Stan como Noa y Steve; su química es natural y los dos transmiten justo lo que cada personaje necesita para hacer todo más creíble.

Si tuviera que resaltar un punto negativo es que, tal vez, el final es muy precipitado en contraste a cómo se dan las cosas en el resto de la película. Y el plano final desencaja en el estilo de todo el metraje, por lo que pudo tener un cierre mejor. Sin embargo, esto no resta valor a la película que es un debut muy potente y comprometido. Una fusión sólida de géneros que da como resultado una de las mejores películas que veremos en 2022.

FRESH está disponible en Star+ en Disney+.

NM
NM
Amante de las películas y las series. Intento de escritora. Entusiasta de la cultura pop

More from author

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Quizá te interesa

Recién publicados

Entrevista a Elsa Garcia, la mente brillante detrás de ‘Por las grietas de Zoe’

“Cada día me doy cuenta de que de esta mujer me leería hasta la lista de la compra , por favor que bonita es...

Las arañas más venenosas del mundo

Estaría bien si clasificar a las arañas como las diez más bonitas del mundo o las cinco mejores, pero no lo es. Sencillamente, no...

Reseña: Conversations with friends – Sally Rooney y los peligros de la juventud

Hace dos años se estrenó la maravillosa Normal People, convirtiéndose en el éxito televisivo de 2020. Debido a la popularidad, decidí darle una oportunidad...