Pasado, presente y futuro, puntos temporales del tiempo en que el ser humano fija su existencia, determina quién es y cuál es su propósito. En ellas crea sus memorias, se aferra a ellas a medida que se vuelven parte de su trayecto, vive en el ahora y añora que el futuro sea distinto a la realidad momentánea en que se encuentra. 12 Monkeys juega con la posibilidad de transitar en diferentes épocas, de reflejar cómo los años pueden retratar una sociedad distinta y de cómo el miedo y la negación sepultan toda supervivencia.

Resultado de imagen para doce monos

Demencia y realidad

Terry Gilliam, es uno de esos directores que no dejan que el público tengan las respuestas de forma rápida, el público debe pensar, reinterpretar las escenas y sobre todo: saber leer entre líneas. Reconocido por haber sido uno de los Monty Python, Gilliam también dirigió la versión satírica de 1984: Brazil. En esta oportunidad se basó en el La Jetée (1962), de Chris Marker.

Para los años 90, Back to The Future ya se había presentado, los viajes en el tiempo ya eran una materia repetida y en desuso, sin embargo, Gilliam decidió apostar por hacer algo más arriesgado, un híbrido que combinara no sólo los viajes en el tiempo sino una historia que tuviera cierto existencialismo. Considerando aquellos elementos construyó un relato de redención,  en donde un convicto (Bruce Willis) tiene la oportunidad de enmendar sus errores, de viajar otra vez al pasado y de enfrentar el mundo antes de su extinción.

Cole tiene varios viajes durante el film, cada uno para marcar un punto específico en su existencia y sobre todo, darle pistas al espectador acerca de qué está viendo, no es una especie de Doctor Who, ni Marty McFly, es la odisea de un hombre desesperado por salir de su miseria, de ser escuchado, y de ser importante para alguien en el mundo.

Resultado de imagen para doce monos

La sociedad está perdida

En su primer viaje, en 1990 es internado luego del diagnóstico de la psiquiatra  Kathryn Railly (Madeleine Stowe), mujer que marcaría al personaje y que irónicamente terminaría siendo su pareja al regresar años después. El contraste entre ambos personajes permite que exista un balance y se cuestione el verdadero concepto de la locura y la demencia en el film, sobre ese carácter incredulidad de la sociedad al negar que puede existir una peor realidad pero no tener el valor para afrontarla.

En un principio Cole tratará de justificar sus acciones aseverando que debe tener el Ejército de los 12 Monos, la doctora no sabe como reaccionar al ser secuestrada, sin embargo, al ir juntando las piezas verá que tras tanta demencia hay un mensaje claro: la humanidad desaparecerá y lo peor del caso, nadie se dará cuenta porque sólo suena como una locura.

El film logra mostrar más que viajes en el mundo y una realidad donde todo se ha perdido, refleja un protagonista que lo arriesga todo sólo por intentar cambiar su destino, no es una cara optimista a la historia convencional donde el “héroe” salva el día, es en cierta forma una propuesta paranoica, desenfrenada y algo surreal que valdría la pena ver más de una vez para detallar los detalles.

Resultado de imagen para doce monos

Jeffrey Goines (Brad Pitt), es uno de los personajes que destaca por los preceptos en los que cree, por llevar a otro nivel la locura y llevar a otro nivel la defensa de sus presuntos ideales.

Hace unos años se hizo una serie, desconozco si ha estado al nivel, pero la película supo jugar sus cartas en una sola propuesta y aunque valdría la pena expandir el universo podría sabotear todo lo logrado.

¿Podría ser considerada 12 Monkeys como una de las mejores cintas de ficción?

Nos vemos en la próxima
@Chdnk

1 Comentario

  1. La serie 12 Monkeys es muy distinta de la pelicula, ha creado una mitologia propia, pero igual interesante. para mi la serie es mejor que la pelicula, una de las mejores series de sci-fi, tiene 3 temporadas, la 4 temporada sera la ultima, a estrenar en 2018.

Comentarios

Ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre