Mr Robot y David Fincher

mr robot de sam esmail
mr robot de sam esmail

Mr. Robot: Soy la serie de televisión que Jack quiere que veas

Advertencia: ¡Spoilers de MR Robot desmedidos!

Hello, friend, la trampa de una compañía –USA Networks – te hizo creer que la serie Mr. Robot había sido dirigida por David Fincher. Pero no era así, el primer episodio fue dirigido por Niels Arden Oprev, el director de la versión sueca de The Girl With The Dragon Tattoo, que en español conocimos siempre como Los hombres que no amaban a las mujeres. Caímos. Pero esa era la idea.

qué es la serie mr robot
qué es la serie mr robot

Después de un episodio ya estás enganchado, porque si caíste en la trampa es porque una parte de ti esperaba encontrar en MR ROBOT algo ligeramente parecido a House of Cards, una cinematografía fría, la caída del poder, un villano por el que siempre tomarás partido y un personaje femenino fuerte. Mr. Robot cambia el último por hackers y códigos web, un tema que a Fincher también le ha interesado en el pasado. La ausencia de ese poder femenino va disminuyendo en el último capítulo y probablemente cobre fuerza en la próxima temporada.

En 10 capítulos, Sam Esmail logra combinar al menos cuatro películas de David Fincher junto con una historia completamente nueva.

The Social Network: tal vez es la menos presente, pero al ser mi favorita siempre veo referencias a ella. El alejamiento social de Mark Zuckerberg, el odio a Ollie – el desagrado a Sean (ambos apellido Parker, curioso). Informáticos que prefieren una relación con códigos web que con personas.

mr robot fuck societyThe Girl with the Dragon Tattoo: Elliot Alderson es una excelente versión masculina de Lisbeth Salander, la ansiedad social, el deseo de ver el mundo arder, la poca importancia que se dan a sí mismos y a la moral, si en sus manos está el poder de hacer algo porque un crimen deje de ocurrir.

The Game: pareciera como si los directores y guionistas hubiesen trasladado el suspenso directamente de esta película, con el desconocimiento constante de qué es lo que va a pasar en los siguientes minutos o el siguiente capítulo; no entender qué personajes son los buenos, los malos o si esos son términos correctos.

Fight Club: siendo honestos, Mr. Robot bien podría ser un remake millenial de la película de culto. La historia de Elliot y su padre va construyéndose de una manera tan sutil y puramente auditiva que jamás tendríamos por qué imaginar a lo que nos enfrentamos cuando Mr. Robot termina siendo el señor Alderson, el mismo que ha estado muerto todos estos años a causa de Evil Corp. El suspenso, la ansiedad social, la falta de moral son nada en comparación con el momento en que sabemos que Mr. Robot podría pararse frente a Elliot y decir: I am Jack’s father. I am Jack’s way to destroy the world.

Robarse uno de los mejores plot twists de la historia del cine solo hace que este sea también uno de los mejores giros en la historia de las series. En este mundo ya todo se ha dicho, no hay nuevas ideas, pero hay nuevas formas de contarlas. “Sólo me interesa lo que no es mío”, reza el manifiesto antropofágico, lleno de palabras que muy probablemente la fsociety citaría.

Comenta en el recuadro