Los amores del pasado aparecen en el momento menos esperado

Cuando has amado a alguien con una intensidad inesperada y esta relación termina siempre nos queda la sensación de haber podido hacer algo diferente, ver como las cosas hubieran tenido un final distinto.

Pero pasa el tiempo y olvidamos que todos tenemos rutinas y que después de un tiempo de convivencia con una persona hay ciertos lugares a los que ya es natural ir; el centro comercial, la plaza cercana a tu casa, un cine en específico.

Así que quieras o no en cualquier momento vas a volver a toparte con esa persona, momento el cual tal vez haga que tu mundo se tambalee y tu cabeza empiece a maquinar el remake de su historia de amor con cientos de finales alternativos. Recordamos como nos sentíamos a su lado, sacamos del armario todos esos momentos, como éramos cuando estábamos juntos y como somos ahora.

Es difícil sacudirse el anhelo, pero es importante realizar un esfuerzo consciente de controlar la nostalgia pues muchas veces el encuentro reaviva viejos sentimientos pero es solo la sombra de lo que sentimos cuando estábamos a su lado y nos estamos extrañando a nosotros mismos en ese momento de felicidad, es decir, no extrañamos a esa persona sino a lo que fuimos en ese momento.

Cabe señalar que estos sentimientos son normales ya que una relación siempre va a ser algo deseado y eso hace que las reacciones emocionales tienden a agudizarse. Siempre va a haber añoranza por el pasado, la idea de si volvería a ser lo mismo, que pudiste haber cambiado. Lo importante es saber que eres diferente ahora, aprendiste y es momento de tomar nuevas decisiones, las parejas crecen juntas o separadas, lo importante es vivir cada etapa y soltar el pasado.

Comentarios

Ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre