Devious Maids es la adaptación estadounidense de la mexicana “Ellas son la alegría del hogar”, sin embargo, es muy diferente.

Si bien ambas se centran en las vidas de varias trabajadoras domésticas, la influencia de Desperate Housewives, gracias a su co-creador, Marc Cherry es remarcada. Es además co-producida por Eva Longoria, de las famosas Esposas Desesperadas.

Las protagonistas son Marisol Duarte (interpretada por Ana Ortiz), la nueva maid del barrio; Rosie Falta (Diana Ramírez), la mucama de una pareja de actores famosos; Carmen Luna (Roselyn Sánchez), una aspirante a cantante que se emplea con un cantante latino esperando ayuda; Zoila Díaz (Judy Reyes), la empleada doméstica de una mujer rica con un hijo universitario, y su hija Valentina Díaz (Edy Ganem), perdidamente enamorada del joven.

El piloto de Devious Maids se dio a conocer primero por vía digital, el pasado 9 de junio, sin embargo, fue hecho desde el año pasado, no teniendo suerte para ser escogido por ABC, pero siendo Lifetime quien decidiera darle una oportunidad como serie de 13 episodios.

La serie se estrenó el 23 de junio en Estados Unidos, y sigue las historias de cuatro trabajadoras domésticas de origen latino en Beverly Hills. La trama empieza con el asesinato de Flora, la trabajadora doméstica de la familia Powell, quien al parecer tenía una aventura (o eso hacen creer) con su patrón. Sin embargo, ella parece culpar a alguien en una nota.

Esta serie ha sido muy criticada por algunos medios que la tachan de discriminatoria por el rol que se les da a los latinos en ella, sin embargo, parecen olvidar que está basada en una telenovela mexicana, con la única diferencia de que ahora sus empleadores son estadounidenses.

Esta serie fue estrenada el pasado 11 de julio por Sony Latinoamérica, y se transmitirá cada jueves a las 9:00 pm (8:30 pm en Venezuela), si quieren un poco de humor (no busquen profundidad, sino entretenimiento), no se pierdan las aventuras de estas divertidas cuidadoras del hogar.

Imagen propiedad de Lifetime.

Comenta en el recuadro