Basado en el libro homónimo de Simon Winchester, Entre la razón y la locura (The Professor and the Madman) no reinventa el género biopic ni mucho menos los dramas de épocas o academicistas; es un relato convencional, que atañe sus intenciones de no ser una película más del montón, pero que gracias a otros factores equilibran el resultado para ser una pieza disfrutable.

Este drama de época finamente producido relata la asombrosa historia de los hombres que desarrollaron el primer Diccionario de Inglés de la Universidad de Oxford (algo así como el equivalente al Diccionario de la Real Lengua Española pero al idioma anglosajón). Incluso con el arranque importante de esta historia, el alcance de la película se siente poco ambicioso. Aún así, está bien dirigido (en gran parte por el no acreditado Farhad Safinia), el guión está lleno de realismo terrenal, y el elenco portentoso es excelente.

Entre la razón y la locura (The Professor and the Madman): Sinopsis

Entre la razón y la locura (The Professor and the Madman) sigue al Dr. James Murray (Mel Gibson) mientras crea el Diccionario de Inglés de la Universidad de Oxford, con el objetivo de identificar y encontrar el origen y el desarrollo de cada palabra en el idioma anglo. En el proceso, desarrolla una amistad inesperada con el colaborador de larga distancia más prolífico e intelectualmente inteligente del proyecto: el Dr. William C. Minor (Sean Penn), un cirujano que padece de demencia y ha sido encarcelado por asesinato.

A pesar de que tanto la estrella/productor (Gibson) como el director la han rechazado, esta no es una mala película; está bellamente filmada y actuada, y cuenta una historia fascinante de la vida real. Debe ser difícil convertir algo cerebral como lo es la búsqueda para encontrar e identificar los orígenes de las palabras, en algo emocionante, por lo que el enfoque inicial de Entre la razón y la locura es más sobre la enormidad de la tarea.

Entre palabras y redenciones

El trabajo que Murray y su equipo asumieron fue abrumador, rastreando la evolución del significado de cada palabra en un idioma que aún las está recopilando. Estas escenas se intercalan con las desgarradas desventuras de Minor en Broadmoor, mezcladas con flashbacks de su servicio militar. Hay una sensación de que estos dos hombres se complemetnan mutuamente, pero la película no es tan obvia.

No es una hazaña fácil convertir a un hombre mentalmente inestable que disparó y mató a un inocente padre de seis hijos en un héroe con el que además podemos simpatizar. El retrato enigmático y vulnerable de Penn como Minor se centra en sus ojos vacíos pero adoloridos. Para darle más profundidad a su humanidad están las interacciones con Murray y Eliza Merrett (Natalie Dormer). La historia que estamos viendo puede estar ambientada en el pasado, pero con la enfermedad mental en boga (o al menos un mayor diagnóstico y conciencia), el mensaje de que la sociedad no debería abandonar o ridiculizar a los afligidos no podría ser más oportuno.

Gibson tiene una sólida presencia con un agradable toque de ingenio vivaz. Ambas estrellas están rodeadas de buenos actores de reparto que saben cómo permanecer en segundo plano. Las mujeres solo aparecen en escenas irrelevantes pero que están ahí para dar forma al contexto de lo que se quiere contar; lo que las convierte en imprescindibles por momentos. Jennifer Ehle como la paciente y útil esposa de Murray y Dormer como madre de seis hijos, viuda de Minor y luego asistida por él con la ayuda de un guardia (Marsan). Su historia toma algunos giros intrigantes propios.

La narrativa toma todo tipo de giros fuera de lo común, algunos de los cuales son bastante impactantes. La condición mental de Minor está claramente más allá de la comprensión médica del día, por lo que su tratamiento y comportamiento a menudo son horribles. Pero su contribución al diccionario de Murray es indispensable, especialmente frente a la resistencia de un par de snobs de Oxford que fingen como villanos en una historia de mártires y soñadores.

Aun así, este es un relato importante e inspirador de eventos que cambiaron el curso de la historia, impulsado por personas que se negaron a seguir reglas inútiles.

Comentarios

Ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre