Desde la primera temporada, el desarrollo de la historia nos ha emocionado, dejándonos a la espera de una serie de giros y sorpresas que veríamos a futuro: Daenerys devastando a sus enemigos utilizando a sus dragones ya crecidos, los Stark recuperando Winterfell, Daenerys navegando hacia Westeros, y venganza por la Red Wedding.

Puedo afirmar fácilmente que el noveno episodio de la sexta temporada ha sido el mejor de todo Game of Thrones. No solo por la calidad cinematográfica y argumental, sino porque los realizadores fueron capaces de cumplir todas las promesas que habían hecho en las temporadas anteriores.

Varios eventos que no podíamos esperar para ver fueron condensados en un solo episodio con la eficacia de un maestro. La atención por los detalles y la creatividad de todos los involucrados es impresionante, lo que pasó merece ser analizado minuciosamente.

http://winteriscoming.net/wp-content/uploads/2014/03/dandavid-1024x568.png
Ya merecen el perdón por la trama de Dorne.

Análisis de “Battle of the Bastards”

Fue asombroso ver como Daenerys se convierte en la conquistadora despiadada que todos esperábamos. Luego de verla perder el control de Meereen, ser acorralada por los Hijos de la Arpía y luego secuestrada por los Dothraki, es refrescante observar como toma el control de su situación. Como también sucedió con Yara, con sus ambiciones de ser la reina de las Islas de Hierro, y más adelante con Sansa, convirtiéndose en la heredera legítima de Winterfell. Claramente, uno de los temas importantes del capítulo es el poder femenino sobre la tradición de hombres líderes.

Tyrion demostró que es un buen consejero, convenciendo a Daenerys que no era necesario quemar las demás ciudades esclavistas; sería más sabio asustarlos con sus dragones. La Targaryen necesita a alguien que la controle. Cuenta con demasiado poder, por lo que prefiere escoger la opción más fácil que suele ser la más sangrienta, como vimos en el campamento Dothraki.

http://66.media.tumblr.com/2f514594c1eb8acfc68703bfa2054cd7/tumblr_o92d7lN1AJ1s95j2so2_540.gif
A veces no es necesario quemarlos a todos, solo a algunos.

La escena siguiente es increíble. Daenerys demuestra que está preparada para regresar a Westeros al liderar a Drogon y a sus dos hermanos hacia la flota de los esclavistas; de la cual solo necesitan quemar algunos barcos para que estos, razonablemente, se rindan.

Los efectos especiales fueron diseñados maravillosamente; no puedo imaginarme lo difícil que debió haber sido coordinar y programar toda la secuencia: múltiples dragones, barcos, ejércitos, caballos, cabezas cortadas y catapultas con proyectiles ardiendo, fueron algunos de los elementos que componen el impresionante espectáculo que, ciertamente, no pasó desapercibido por nadie.

El imponente soundtrack complementó las acciones épicas en pantalla, y solo queda decir que el director de este episodio debe ser premiado de todas las maneras posibles.

https://media.giphy.com/media/3o6gDU9eIJoajcg1eU/giphy.gif
Malditos diseñadores de efectos especiales. Se merecen cada centavo.

Daenerys ya está preparada para zarpar a Westeros, solo necesita quemar a Euron y, aunque opcional, casarse con Yara. Sería interesante que dos reinas gobernaran el continente. Juzgando por las miradas lascivas que ambas se dirigían, al menos está entre las posibilidades.

Tyrion pone en evidencia su amor secreto hacia los Stark al tratar a Theon como un traidor, por supuestamente asesinar a Bran y Rickon. Está claro que no le agrada tratar con él y es verdad que es un mentiroso apuñala espaldas; pero ya Ramsay lo ha hecho pagar más de la cuenta por sus crímenes. El Greyjoy debería escribir un libro detallando su experiencia, a ver si lo dejan de odiar.

Ya sabemos en qué terminará la séptima temporada.

En el norte, el “SnowBowl” está en proceso. Ramsay rechazó inteligentemente una pelea singular contra Jon Snow e ideó un brillante plan para propiciar una masacre. Algunos criticarán que el Bolton no haya esperado al ejército de Jon, dentro de Winterfell, ya que allí tendría mucha más ventaja; los que dicen esto deben recordar que Ramsay contaba con muchos más hombres y una ingeniosa estrategia militar. Estaba preparado para pulverizar a sus enemigos, como hizo con Stannis; pero, esta vez, fue tomado por sorpresa.

La ejecución de esta escena fue excelente. El mismo director del episodio “Hardhome” de la temporada pasada, Miguel Sapochnik, fue el encargado de liderar a todo el equipo de producción, y vaya que lo hizo bien. Supo construir la tensión necesaria para cada escena, posicionando la cámara de maneras simbólicas que comunicaban el humor del campo de batalla. Logró muchos planos hermosos y la brutalidad del enfrentamiento no tiene precedentes en la serie.

La estructura de la pelea está basada en batallas entre el ejército romano y el espartano. A su vez,  en la guerra civil norteamericana; en la cual, en muchas trifulcas, los cadáveres eran tantos que, al amontonarse, se convertían en un obstáculo.

http://watchersonthewall.com/wp-content/uploads/2015/11/Saintfield-6.jpg
Que extras tan comprometidos.

El plan de Ramsey era genial, maligno, pero genial. Demuestra que no es solo despiadado, sino bastante inteligente. Su padre era un excelente comandante militar, de ahí debe haber aprendido todas las técnicas que ejecutó en la batalla. Manipuló a Jon Snow como un títere, y este estuvo a punto de ser asesinado por la imprudencia de no seguir el consejo de Sansa, el cual le pareció muy obvio en el momento: “No hagas lo que quiere que hagas”.

Aunque fue una torpeza, le dio una excusa a Jon para convertirse en un héroe, al ser forzado a sobrevivir en medio de la batalla, a Davos para salvarle la vida en el último momento al dirigir a las tropas en su ayuda y, lo más importante, dio origen a una de las mejores tomas de todo Game of Thrones.

http://67.media.tumblr.com/97d9dd163acc2a92450d4f5c76d08ca2/tumblr_o9247kMquj1tvqjwdo3_540.gif
Sin una pizca de efectos especiales. Kit Harrington se mantuvo firme ante la estampida.

El desarrollo de la batalla desde ese punto es lo más impresionante que he visto en cualquier otra serie de TV o hasta en cine, incluso superando a súper-producciones como El Señor de los Anillos. La coreografías, la brutalidad, el realismo, los efectos, el dramatismo. Todos estos elementos fueron usados a la perfección para crear una apasionante lucha que demuestra la crueldad y el azar de un enfrentamiento medieval.

La única escena de batalla, que se me ocurre que podría superarla toma lugar en la película del 2015, The Revenant. Es imposible negar las similitudes entre ambas: el tono azulado de la cinematografía, el uso de luz natural, la combinación de efectos prácticos con efectos computarizados, el realismo del combate, los distintos estilos de pelea en contraste, etc.

https://i.guim.co.uk/img/media/4d804197ae46d080a06666b51637cca46fd4fc79/0_104_3155_1892/master/3155.jpg?w=620&q=55&auto=format&usm=12&fit=max&s=f1f045e9e99015de24c2328bfe03bf16

http://screenrant.com/wp-content/uploads/The-Revenant-Battle-Scene.jpg
Menos mal que no existían los rifles en los tiempos de Ramsay.

Aunque pienso que la secuencia de The Revenant es superior, teniendo la ventaja económica y creativa que posee una película de ese estilo. La escena de la Batalla de los Bastardos es lo mejor que puede ofrecer el formato televisivo, y vaya que es bastante.

http://cdn.newsthrive.com/media/h/3292943_1466395805.jpg
Aunque recordemos que todos los actores y extras de esta escena combinados no ganan ni el 1% del sueldo de Dicaprio.

El plan de Ramsay estaba funcionando a la perfección; tanto que Jon Snow estuvo a punto de morir, aplastado por sus propios hombres, en una escena bastante emocional en la cual mucho creyeron (y me incluyo) que Jon sufriría una muerte anticlimática al puro estilo Game of Thrones. La canción que acompañaba la escena es incluso la misma que se escucha cuando un personaje importante está a punto de morir, así que este era justo el efecto que los realizadores estaban buscando.

Kit Harrington describe lo que pasaba por la mente de su personaje en ese momento. Por unos instantes, Jon se cansó de luchar, y se dio cuenta de que, en realidad, no tenía que hacerlo, podía quedarse allí y morir en paz sin volver a ser revivido; pero, de repente, algo lo motivó a impulsarse hacia arriba de la multitud, quizá fue su instinto natural de supervivencia, o su deseo de proteger a su única hermana viva (Jon cree que Arya ha muerto), o la necesidad de volver a casa. Claro está que había algo dentro de él que no estaba preparado para morir todavía.

Así, observamos una toma que traza paralelos entre Jon y Daenerys.

https://winteriscoming.net/wp-content/uploads/2016/06/20160602_ep609_Publicity_still_051.001540061-810x456.jpg

https://upload.wikimedia.org/wikipedia/en/3/35/GOT_Mhysa.png
Es claro cuál de los dos tiene más suerte.

El show parece confirmar las similitudes entre ambos. El nombre traducido de la serie de libros sería: “Canción de hielo y fuego” La dualidad de ambos elementos es explorada a lo largo de la historia. El tono de las dos imágenes anteriores podrían referirse a que Jon simboliza el hielo y Daenerys, el fuego. Quizá ambos sean hijos de Rhaegar Targaryen y Lyanna Stark, o compartan otro vínculo importante. Probablemente nos enteraremos de la verdad por medio de otro flashback de Bran; apuesto porque esta será la última escena de la temporada.

El episodio termina con la venganza de Sansa. Para algunos, la verdadera heroína de esta historia. Es cierto que gracias a ella ganaron la batalla; pero si Littlefinger ya es bastante poderoso por si solo, no me imaginó lo que hará comandando un ejército tan grande y con el Norte de su lado. A la Stark no le saldrá barato este favor, pienso que tendrá que hacer algo importante por él, que no será nada agradable.

http://lovelace-media.imgix.net/uploads/273/5c62d6a0-c6c6-0132-46b5-0e9062a7590a.jpg?
Lo que es normal en sus encuentros.

Una de las virtudes de Game of Thrones y de la serie de libros de A Song of Ice and Fire, es que ningún personaje es completamente malo ni bueno. Y los pocos que son verdaderamente despreciables, no lo son por conveniencia del guion, sino que tienen una razón para ser como son. Ramsay es fruto de una violación; su padre encontró atractiva a su madre, como esta era parte de una casa vasalla y, por lo tanto, inferior a los Bolton, no dudó en ejercer su derecho de pernada; el cual permitía a cualquier Lord tener relaciones sexuales con cualquier doncella bajo su feudo.

El bastardo de Bolton nunca fue querido y tuvo una infancia atroz. Desarrolló un ansia psicótica por la autoridad y tuvo el poder suficiente para desarrollar sus tendencias violentas. Era difícil no ver venir que Ramsay se convertiría en un monstruo, tarde o temprano.

De alguna manera será extrañado. Ha sido el mejor villano que ha tenido Game of Thrones: cruel, inteligente, brutal y malvado. Atributos que lo hacen odiable y respetable a la vez.

https://66.media.tumblr.com/3a7b566dc3c210c0d0cf2b2795635cfe/tumblr_o90hmvlqaq1uc2bw3o1_400.gif
Sin resentimientos.

 

Comenta en el recuadro