Todos hemos oído hablar sobre los roomies, pero ¿Realmente estás preparado para compartir el lugar donde vives? Muy probablemente si oscilas entre los 18 y 35 años decidas el tener ya una vida fuera de casa de tus padres, por cuestiones laborales o de estudio, o quizás ambas razones y es por eso que decides mudarte, por la comodidad de no trasladarse en tanto tiempo de la universidad, del trabajo a la casa.

Muy probablemente este tipo de hogares se formen por puros hombres o mujeres, es muy rara la vez que encuentres el departamento mixto. Digamos que en tipo de antecedente a estos hogares podría ser los famosos hostales.

¿Pero en realidad es una buena idea vivir con un roomie?

Pues bueno la respuesta sólo la tienes tú y todo va a depender de que tanto quieras empezar a independizarte, la famosa toma de decisiones. El hecho que salir de casa puede ser tan fácil y sencillo, todo depende de cómo plantes las cosas y las situaciones.

Por lo general los roomies suelen ser un grupo de amigos, ya sea de la escuela o del trabajo, en donde compartirán los gastos que genere el vivir más independiente, esto puede ser que tú mismo solventes tu parte de los gastos por tu propia cuenta, con la ayuda de tus padres o ambas. Es algo también muy común con las personas que se mudan de alguna provincia para estudiar o para probar suerte en las grandes ciudades. Y sí, cada día se vuelve más común este tipo de hogares entre los jóvenes.

¿Cómo escoger un buen roomie?

Pues bueno a continuación les daré algunos tipos de roomies que existen y los tip’s que debemos tomar para encontrar el mejor, además les dejaré unas páginas que se dedican a eso, a buscar el roomie que tú necesitas.

Empecemos por el principio, lo más básico que debes de tomar en cuenta es:

  1. Si el departamento o casa que quieres rentar es amueblada o sin amueblar (esto va a depender de los factores de localización y si eres foráneo o no en la ciudad en donde deseas rentar)
  2. El número de habitaciones con las que cuenta y cuántas personas por cada uno de ellos.
  3. Si te mudas con tu mascota, ver si te aceptan o no con ella y si las mascotas de los demás no generaran problemas con la tuya.
  4. Los servicios con los que cuenta, gas, agua, luz, internet, etcétera.
  5. La más importante, que el lugar hacia donde te vayas a trasladar se de 45 minutos y como un máximo de 1:30 minutos, no más. Sobre todo para ciudades grandes como la Ciudad de México.

Una vez habiendo establecido estos puntos lo que sigue es el tipo de persona con la puedes estar compartiendo. Cabe señalar que en este tipo de departamentos o casas hay reglas, pero sobre todo que haya un contrato de por medio, eso siempre es súper importante, ya que con ello te estas asegurando que las condiciones en las que vivas sean las óptimas y adecuadas.

que son los roomies y como elegir un buen compañero de apartamento
que son los roomies y como elegir un buen compañero de apartamento

Es muy fácil hacer contratos de palabra, pero no siempre resulta lo mejor, ya que en algunos casos siempre sufres con alguno de los inquilinos que se hacen que la virgen les habla y se vuelve un caos la armonía de la casa.

Todos estos acuerdos deben de estar bien establecidos, desde el pago de servicios, hasta el mismo aseo de las áreas comunes (sala, comedor, sanitario), de hecho la Directora Comercial de Coldwell Banker Affiliates México, Sandra Hendrix, recomienda que se elaboren este tipo de acuerdos para que la convivencia de los roomies sea por un periodo largo.

¿Tips para tener o ser un buen roomie?

Se debe también de llegar a un acuerdo si es que este cuenta o no con cajón de estacionamiento y si este de igual manera se rolara entre los miembros que tengan vehículo y si existe algún pago por la pensión del auto. Lo más recomendable en estos casos es que exista el mismo número de cajones que de habitantes para no generar conflicto alguno.

Los tipos de consejos para una sana convivencia entre roomies son:

  1. Los pagos: definan si todos aportaran la misma cantidad o no, ejemplo: el derecho a tener auto, sino tiene podría exentar el pago del auto, de la TV por cable, sino tiene tv en su cuarto puede descontar el pago del cable.
  2. Los contratos y los plazos: por lo general los contratos para este tipo de viviendas se hacen por periodos de 6 meses o 1 año y en estos se debe de estipular muy bien los tipos de penalizaciones en caso de incumplir alguna de las cláusulas que se deroguen del contrato de arrendamiento, así como definir al titular, quien responderá como el responsable legal.
  3. Mudanza: establecer un periodo para ser notificados y no verse en problemas con la administración del hogar, por lo general es recomendable que se avise con 15 días de anticipación.
  4. Equitativo: por ejemplo si el cuarto principal cuenta con baño propio o con balcón o algún plus, hablarlo ya sea que tú pagues menos si tu habitación es de 2×2 o llegar a un acuerdo.
  5. Cuatro reglas de oro: Si lo tiras, levántalo; si lo ensucias, lávalo; si lo usas, cuídalo y si lo rompes, lo pagas.
  6. El respeto a la intimidad, esto es no entrar a la habitación de tus roomies, sin que ellos estén presentes y con su autorización. Lo recomendable es que cada una de las habitaciones tenga llave para evitar cualquier intromisión a tu intimidad.
  7. Orden: Tu habitación puede ser el campo de batalla, pero las áreas comunes no, por eso es que debes de siempre mantenerlas limpias y ordenadas.
  8. Confianza: No abusar de la confianza, recuerda que esta se pierde fácilmente.
  9. Repartición de las tareas: lavado de platos, barrer, trapear, sacar la basura, etcétera.
  10. Comunicación fluida, es recomendable un pizarrón o un corcho en algún área en común ya sea sala o cocina para que sea visible para todos y así poder dejar las notas o pagos pendientes por cubrir.
  11. Datos básicos: es importante tener información de nuestros roomies como podría ser el teléfono celular, el de sus padres o el de algún otro familiar, no está de más tener a la mano estos datos por alguna emergencia que se pueda presentar.
  12. Discreción y cero prejuicios: recuerda que ante todo debe de haber respeto y tolerancia, ya sea que no compartan los mismos valores o sean de diferentes religiones o preferencias sexual. Debe de existir ante todo el respeto y la tolerancia.
  13. Horarios: si tú toomie por ejemplo practica alguna actividad sea musical o de otra índole, poner horarios para que este los pueda llevar acabo sin molestar a los demás.
  14. Amistades: si tu roomie invita a quedarse a un amigo y este toma una ducha al día siguiente, no es necesario que le cobres el extra por esa persona, pero si esto ya se empieza a volver un hábito, platíquenlo y lleguen a un acuerdo para establecer que hay un inquilino nuevo.
  15. Fiestas: es importante este punto, ya que todos estamos en el derecho de tener una fiesta en casa, pero también es cierto que no solo vives tú, por eso es necesario preguntar si puedes realizar una reunión y así no afectes la armonía con tus demás roomies.
Buenas roomies
Buenas roomies

Tipos de Roomies

Los tipos de roomies que te puedes encontrar podría parecer el indicado, pero ya lo dice el dicho: “Caras vemos, mañas no sabemos”, es por eso que aquí te dejo algunos con los que te podrías encontrar en tu búsqueda del roomie adecuado.

  • El Roomie hater: es el comúnmente azota las puerta a veces con razón, pero igual, sin razón alguna. Suele estar casi todo el tiempo de mal humor y mala cara, no te responde el saludo, de todo se queja, nada le parece, vives en el mismo infierno con este tipo de roomie.
  • Uno de los más peligroso es el famoso  “Roomie te pago al rato”, suele suceder que tú te mudaste o has encontrado al roomie perfecto, tienes ya contemplado tú tus gatos y zaz, este tipo de personas vienen a descompensarte, porque suelen no pagar a tiempo nada y tú a veces por no quedarte sin algún servicio le prestar o para la comida, etcétera, pero jamás vez el dinero de vuelta.
  • El Roomie fiestero, puede parecer que en principio sea lo más wow, fiesta en casa, pero de eso a que se vuelva de vez en diario, no creo que sea lo mejor para nadie.
  • El Roomie metiche: no sabe lo que es privacidad y si, típico que entre en las mañanas a despertarte para tomarte alguna cosa sin pedirte prestada, o de plano el que entra estés o no estés.
  • El Roomie sucio: este puede ser un verdadero dolor de cabeza, ya que es el que puede dejar todo botado desde que entra hasta que sale y nada alza. Por lo general su habitación suele ser un verdadero campo de batalla.
  • El tragon: es el que suele tener buen diente, tanto que hasta acaba con la despensa de los demás y eso sí, se ofende si le cobras o de plano, ni repone lo que come, por eso es que en estos casos es mejor cambiar antes de que se acabe todo tu dinero.
  • El roomie buena onda: este puede ser un buen elemento, siempre tendrá tiempo para todo, desde oírte, ayudarte a alguna actividad o arreglar algún desperfecto que surja.
  • El roomie caritativo: este suele ser también un buen elemento a la hora de escoger roomie, es el que se preocupa siempre por todos y da hasta los chones, literalmente para que tú sientas bien.
  • El roomie benefactor: es aquel que se le vuelve habito el traer a sus amigos a pasar la noche, esto no significa que sea para algo sexual, simplemente porque ya es noche, puede volverse un poco incómodo ya que se puede volver un inquilino más.
  • El roomie protector de animales: suele ser el que alimente al gato o al perro callejero, y suelen tener corazón de pollo con este tipo de situaciones, pero ojo, si no está establecido el tener mascotas en el apartamento házselo saber.

Espero que estas recomendaciones les sirvan a la hora de escoger roomies, y a sí, lo olvidaba, les dejo el link de algunas páginas en donde pueden buscar roomies de acuerdo a sus necesidades.

Comparto Depa y Dada Room son servicios donde puedes encontrar o ser el roomie de alguien mas.
http://www.compartodepa.com.mx  http://www.dadaroom.com/

1 Comentario

Comenta en el recuadro