Navegando por la red y leyendo un web comic chileno, vi unas tiras que me hicieron ponerme a analizar aquello de VOLVER A ACOSTARTE CON TU EX. Y puede parecer sencillo, fácil, sin importancia e incluso normal, PERO NO ES ASÍ.

Es lógico pensar que está bien, digo esa persona ya te conoce, ya sabe cómo eres en la cama, conoce tus gustos, posiciones, preferencias; sabe perfectamente como excitarte e incluso llevarte al clímax, pero ¿por eso está bien?

Digamos que ambos se encuentran por la calle, casual, sienten la tensión sexual entre ustedes y deciden acabar ese encuentro en la cama de cualquier motel (o en sus casas, en cualquier rincón vaya). Y quizá sean dos personas maduras que digan “¡Ha sido genial! Gracias por el acostón“, y ambos sigan con sus vidas, normal, sin culpa y sexualmente satisfechos.

¿Qué pasa si alguno sigue anclado? Pues si aun no superas a ese ex pensarás “¡Genial, ya lo recupere!” pero no pequeño ser viviente, no es así.

[highlight color=red ]Un acostón no garantiza que hayas recuperado a tu ex, sólo indica que esa persona estaba caliente y tú has sido el desfogue del día simplemente porque estabas disponible.[/highlight]

O quizá le guste como eres en la cama y punto, no indica necesariamente que quiera volver contigo.

Tal vez simplemente no se acopla con su nueva pareja, tal vez la nueva pareja aun no quiera tener sexo y pues se acordó de lo bueno que era hacerlo contigo; tal vez ni siquiera tenga pareja y llevaba mucho tiempo sin hacerlo por lo que le pareció un buen plan intentarlo contigo. Existen “n” cantidad de razones que pueden pasar por su cabecita, pero créeme la ultima que se le ocurrió es volver contigo. No le apetece, no desea regresar, es más, si quisiera volver no sólo te hubiera buscado para meterse en tus pantalones, te hubiera buscado para: salir a caminar, comer, tomar un café, ir al cine… pasar tiempo de calidad juntos y sin discusiones; en cambio si te ha buscado para checar si has cambiado de color las sabanas de tu cama, entonces SÓLO QUIERE SEXO.

El punto es que si decides “bajarte los calzones” para tu ex, ten en cuenta que sólo será eso: SEXO. No van a volver, no crees novelas en tu cabeza, sólo le gusta cómo te ves sin ropa, no le interesa una relación. Si guardas sentimientos por esa persona, jamás, repito, JAMÁS, accedas a ser su amigo con derechos o amigo cariñoso o fuck buddy o como quieras llamarle. El sexo y los sentimientos en éste caso NO VAN DE LA MANO, no quiere hacer el amor contigo simplemente quiere sexo. Y vaya, existe un mar de diferencia separa los conceptos.

La decisión finalmente es tuya, sólo te pido tener en cuenta que no mezcles sentimientos para evitar salir lastimado/a. Puede que a ti aun se te caiga la baba y se te encienda el corazón cada que ves a tu ex, pero tal vez a esa persona sólo se le encienden los calzones. Piénsalo, no queremos que termines moqueando, comiendo litros de helado en pijama, viendo películas patéticas y románticas mientras estás llamando por teléfono, texteando, haciendo vines, etc. cada 15 minutos para decirle lo genial que fue “hacer el amor” de nuevo y lo mucho que extrañas la relación que tenían.

Tómalo en cuenta, medítalo, considéralo y tú sabrás que hacer. Suerte.

Comenta en el recuadro